CHAU...ADIOS A LA LIBERTAD EN BLOG


ESTE ES MI NUEVO SITIO,(todavía en construcción),AL CUAL ME TRANSLADO, CUANDO BLOGGER APLIQUE CENSURA. GRACIAS.

MIENTRAS PUEDA SEGUIRE EN ESTE BLOG

sábado, 2 de abril de 2011

ACTIVACION DE LOS CHAKRAS.-



FRAGMENTO EXTRAIDO DE UN CD. DE MEDITACION.
SIXTO PAZ WELLS.


Vamos a sentarnos todos cómodamente.
Vamos a dejar que los párpados se cierren por sí solos.
Vamos a tomar de inmediato tres respiraciones lentas y profundas por la nariz.

Inhalamos todos retenemos y al exhalar visualizamos en nuestra mente el Nº tres tres veces, y vamos a ir sintiendo oleadas de energía que van a ir subiendo desde los pies hacia la cabeza, van masajeando nuestros pies, nuestras piernas, huesos, músculos, tendones y ligamentos, venas y arterias quedarán completamente relajados, de la cintura hacia abajo ya no sentimos el cuerpo, solo sentimos esta agradable sensación de paz y de armonía, que nos acompañará en todo momento.

Tomamos una segunda inhalación, inhalamos retenemos y al exhalar visualizamos en nuestra mente el Nº dos tres veces, y vamos sintiendo que la energía asciende masajeando nuestros órganos internos, envolviéndonos en luz, por dentro y por fuera, visualizamos nuestros órganos sexuales, los intestinos, estómago, hígado, páncreas, bazo, los riñones, el esófago el corazón y los pulmones, oleadas de energía, que van relajando, que van devolviéndonos la salud, la paz, la armonía interior, esa energía también envuelve nuestra columna vertebral, masajeando músculos de pecho y espalda, vértebra por vértebra vamos masajeado toda la columna, los hombros, los brazos, los codos y las manos, de los hombros hacia abajo ya no sentimos nuestro cuerpo, solos sentimos sensación de energía de calor de paz.

Tomamos una tercera inhalación, inhalamos, retenemos y al exhalar visualizamos en nuestra mente el Nº uno tres veces, sentimos como la energía asciende masajeando el cuello, la nuca, el rostro, la parte posterior del cráneo y finalmente el cerebro, nuestra mente.

De un momento a otro estamos completamente relajados y esta relajación durará todo el tiempo que nosotros así lo permitamos.

Aprovechando que estamos completamente relajados, vamos a visualizar a la altura del entrecejo, en nuestra frente, un túnel mental.

Vamos a tomar todos una inhalación lenta y profunda.

Inhalamos retenemos y al exhalar visualizamos, imaginamos, como la energía del color rojo brillante procedente de todas las estrellas de color rojo del Universo desciende sobre nuestro sistema Solar, sobre la Tierra, sobre nuestro país, sobre nuestra ciudad, sobre el lugar donde nos encontramos, sobre nuestra coronilla, y esa energía va descendiendo en forma de espiral, va ingresando por nuestra columna vertebral, va envolviendo nuestro cuerpo por fuera y por dentro.

El Universo es color, hay estrellas rojas, azules, amarillas, violetas, y es ahora la energía del color rojo brillante, la energía del amor, de las emociones, de los sentimientos, la que ingresa por nuestra coronilla, nos envuelve por dentro y por fuera, y esa energía va a terminar concentrándose a la altura del cóccix, toda esa energía va a ir adquiriendo la forma de un cuadrado rojo.

La energía nos envuelve por fuera y por dentro, pero se concentra en el cóccix en forma de un cuadrado rojo, el cuadrado el símbolo del conocimiento, de la sabiduría, es que hasta para amar hay que aprender.

Vamos a activar el color rojo en nuestra aura, vamos a activar el centro del cóccix, vocalizando todos por tres veces la vocal O, la letra O, en un tono bajo, grave.

Inhalamos y lo vocalizamos tres veces.

Tomamos todos una nueva inhalación, inhalamos y al exhalar visualizamos como la energía de color naranja del Universo desciende sobre nuestro Sistema Solar, desciende con fuerza y con intensidad sobre el planeta Tierra, sobre nuestro país, sobre nuestra ciudad, sobre nuestras casas, sobre nuestros hogares, sobre el lugar donde nos encontramos y esa energía del color naranja brillante va descendiendo en forma de espiral, ingresando por la coronilla, por la columna vertebral, envolviéndonos por fuera y por dentro, con esta energía, que es la energía de la Voluntad, del carácter, del temperamento.

Vamos a fortalecer nuestra voluntad, nuestro carácter, nuestro temperamento, vamos a convertirlo en un carácter positivo, un temperamento constructivo en nuestra vida, todos sentimos como la energía del color naranja brillante, nos envuelve y termina concentrándose a la altura de nuestros órganos sexuales, toda la energía nos envuelve pero a la vez se concentra en los órganos sexuales y va adquiriendo la forma simbólica de un triángulo naranja.

El triangulo símbolo de la espiritualidad, y es que tenemos que tener una voluntad espiritual de trascendencia, vamos a activar el color naranja en nuestra aura, el centro de energía de los órganos sexuales, vocalizando por tres veces la vocal O, pero en tono más agudo, más alto.

Vamos a tomar ahora una nueva inhalación lenta y profunda inhalamos y al exhalar visualizamos como la energía de nuestro Sol y de todas las estrellas amarillas del Universo desciende sobre nuestro planeta, sobre nuestra ciudad, sobre nuestro país, sobre nosotros.

Esa energía de luz dorada va descendiendo en forma de espiral sobre nuestra coronilla, va envolviéndonos por fuera y por dentro y al descender por la columna vertebral nos va haciendo vibrar, la energía de la luz dorada, la energía de la conciencia despierta, de la sabiduría, del equilibrio, todos sentimos como esa energía del equilibrio de la conciencia despierta nos cubre y se concentra a la altura del Plexo Solar, ligeramente por encima del ombligo, esta energía va adquiriendo la forma de un círculo dorado.

Todos visualizamos un círculo dorado ubicado a la altura del plexo Solar, y es que ese círculo representa la unidad al lograr nuestro equilibrio debemos procurar la unidad con nosotros mismos, debemos descubrir que somos soles que debemos irradiar la luz, el conocimiento, la sabiduría, lo mejor de nosotros mismos, nuestra verdadera imagen.

Todos vamos a activar la energía de la luz dorada, tanto en nuestra aura, nuestra barrera inmunológica, nuestra cúpula de protección natural e igualmente vamos a activar el centro de energía de nuestro plexo Solar, para ello vamos a vocalizar por tres veces la letra A, pero lo vamos a hacer en un tono bajo, grave. Vocalizamos así por tres veces la letra A

Tomamos todos una nueva inhalación, inhalamos retenemos y al exhalar visualizamos una energía de color verde brillante, es la energía de Nuestra Madre Tierra, es la energía de todos los planetas de nuestra Galaxia.

Toda esa energía maravillosa de vida desciende por nuestra coronilla, por nuestra columna vertebral, nos va envolviendo por fuera y por dentro. Luz vrede de sanación, luz de amor a la vida, de esperanza, esa energía se concentra a la altura del corazón y va a adquirir la forma de una cruz de cuatro lados iguales verde brillante, símbolo de la suma de la adicción, de la armonía y del positivismo.

Todos vamos a visualizar a la altura del corazón una cruz de cuatro lados iguales verde brillante, y vamos a activar esta energía de sanación, de esperanza, de amor a la vida, tanto en nuestra aura como activar el centro de energía del corazón vocalizando por tres veces la vocal A pero en un tono más alto, más agudo.

Vamos a toma r ahora todos una nueva inhalación, inhalamos retenemos y al exhalar visualizamos una energía de color cueste agua marina proveniente del cosmos del Universo, toda esa energía poderosa que es la energía del poder del verbo, la magia creadora del sonido, va descendiendo sobre nuestro Sistema Solar, sobre la Tierra, esa energía desciende sobre nuestro país, sobre donde nos encontramos, desciende por nuestra coronilla en forma de espiral, esa energía del poder creador de la palabra, la magia del verbo, va descendiendo envolviéndonos por fuera y por dentro y especialmente esa energía se concentra a la altura de la garganta y va a adquirir la forma simbólica de una media luna de color celeste agua marina, esta energía es la energía de la mejor buena relación y comunicación para con los demás.

De ahora en adelante nuestra palabra será positiva constructiva, esa medialuna celeste aguamarina simboliza que debemos meditar antes de hablar, como dice el adagio: habla solo cuando tus palabras sean más dulces que el silencio.

Vamos a activar la energía de color celeste aguamarina en nuestra aura, igualmente en el centro de nuestra garganta el poder creador, la magia del verbo, vocalizando por tres veces la letra E.

Tomamos ahora una nueva respiración, inhalamos retenemos y al exhalar nos imaginamos una energía de color azul marino procedente de todas las estrellas azules del Universo, energía que desciende sobre nuestro planeta, sobre nuestro país, sobre el lugar donde nos encontramos. Esa energía de color azul marino es la energía de la espiritualidad, esa energía desciende por nuestra coronilla, nos envuelve por dentro y por fuera, estableciendo en nosotros la espiritualidad, fortaleciendo nuestro crecimiento espiritual, todos sentimos esa energía que especialmente se concentra a la altura del entrecejo, con la forma de una estrella de seis puntas de azul marino, que es el símbolo del equilibrio entre lo espiritual y lo material.

Tememos que tener una vida espiritual práctica y una vida material espiritualizada, equilibrar las energías, las fuerzas de nuestro interior.

Y para ello vamos a activar el color azul marino, tanto en nuestra aura, o sea en la barrera de energía que nos envuelve, como en el centro del entrecejo, para ello vamos a vocalizar por tres veces la letra I.

Inhalamos una ves más y al exhalar visualizamos todos, la energía del Sol Central de la Galaxia, la energía de luz violeta, y la energía de todas las estrellas violetas de nuestra galaxia y del cosmos, que desciende con gran fuerza sobre nuestro Sistema Solar, sobre la Tierra, es la energía de la transmutación, de la mística, de la fe, de la magia, esa energía de luz violeta va descendiendo sobre el lugar donde nos encontramos, por nuestra coronilla en forma de espiral. Esa energía de transmutación de transformación, va envolviéndonos por fuera y por dentro, va ayudando a transformar todo lo malo y negativo de nuestra vida.

Esa energía desciende y va a ir activando el centro de nuestra coronilla, esa energía va ir adquiriendo la forma de una flor de loto, una flor violáceo lila de muchos pétalos, todos sentimos la energía en nuestra coronilla y vamos a activar el color violeta en nuestra aura, el color del cambio, de la transmutación, de la magia de nuestra vida y el centro de la coronilla vocalizando todos por tres veces el OM.

Nos encontramos rodeados de un Arco Iris armónico de colores, hemos activado las energías de nuestro interior y estas energías nos van a acompañar, nos van a permitir un mayor avance.

Vamos realizando respiraciones lentas y profundas a ir volviendo de nuestro trabajo comenzamos a sentir nuestro cuerpo y tomar conciencia del lugar donde nos encontramos y a la cuenta de tres abriremos los ojos y nos encontraremos en paz.